El transporte marítimo tiene un largo camino por delante para corregir su amplia brecha de género

Navieras están avanzando lentamente para equilibrar sus tripulaciones dominadas por hombres con más mujeres.

La contratación de mujeres para trabajar como tripulantes ha sido durante mucho tiempo un desafío para el sector naviero. “Antes del Covid era difícil atraer a la gente”, dijo Elpi Petraki, la recién nombrada presidenta de la Women’s International Shipping & Trading Association. “Ahora es aún más difícil”, señaló, según información de Bloomberg.

Eso se debe en parte a que la pandemia y la cultura del trabajo desde casa están haciendo que muchos empleados, independientemente de su sexo, busquen un mayor equilibrio entre la oficina y su vida personal. Pasar meses en el mar tiene su atractivo, sin duda, pero los titulares de los últimos años mostraron lo aislado e imprevisible que puede ser el trabajo de los marineros de cubierta.

Las navieras están avanzando lentamente para equilibrar sus tripulaciones dominadas por hombres con más mujeres. Abrir la profesión va más allá de hacer lo correcto en aras de la equidad y la igualdad: La preocupación por la escasez de mano de obra en el transporte marítimo exigirá que se intensifiquen los esfuerzos de contratación, y será fundamental hacer de la navegación una carrera para todos.

Una de las oficiales de Hapag-Lloyd que entrevistó Bloomberg, dijo que han recorrido un largo camino en los últimos años, “pero aún queda mucho trabajo por hacer”.

Fuente: www.mundomaritimo.cl